La fiesta toma Pamplona con el chupinazo que abre 204 horas de Sanfermines