El Rey reivindica una España "alejada del pesimismo"