Polémica por una imagen con el “despiece de Jesucristo” en una caseta de Bilbao