Perdío el 90% de la visión por una pelota de goma y un juzgado abre una investigación