El hermanastro de Rebbeca Watts, impasible tras ser acusado de su asesinato