Montserrat González fue la autora de los disparos que mataron a Isabel Carrasco