Los vecinos de Magaluf ya sufren los primeros casos de balconing