Nuevas llamadas desde el Madrid Arena evidencian los errores del técnico del Samur