Recetas ilegibles, problema del pasado