La amenaza de Gao Ping: "Que devuelva el dinero íntegro o se le arrancarán los pies y las manos"