El monumento natural de los Barruecos, el mejor rincón español del año