España registra de nuevo más muertes que nacimientos en el primer semestre del año