El Barça reivindica enérgicamente el catalán