El caos de una conferencia de homeópatas por una sustancia alucinógena