El número de hipotecas sobre viviendas continúa su senda alcista