Una treintena de muertos en el peor terremoto de los últimos cien años en México