Amnistía Internacional muestra su preocupación por la reforma del código penal