Los trabajadores de Sony reciben amenazas de supuestos 'hackers'