El presidente alemán: "Nuestra capacidad de aceptar a refugiados es limitada"