Casi medio centenar de personas ha muerto por beber una loción de baño como vodka