Dos de los niños rescatados de la cueva en Tailandia están "razonablemente bien"