Un bebé nacido con Sida se cura gracias a un tratamiento precoz