Sànchez y Turull protestan por el bloqueo del Tribunal Constitucional de sus recursos con una huelga de hambre