Los incendios en California dejan una decena de muertos y más de 80.000 evacuados