El huracán Rina pierde fuerza