Florence se debilita, pero la gente teme su capacidad devastadora