La familia de la española muerta en una explosión en París espera su repatriación