Un hombre de 350 kilos muere mientras espera una grúa para ser hospitalizado