La población de Sierra Leona sobrelleva los tres días de aislamiento por el ébola