El Estado Islámico reitera que son responsables del siniestro del avión ruso