Varios meteoritos cruzan la atmósfera terrestre iluminando el cielo