El Gobierno toma la iniciativa contra el proceso soberanista de Cataluña