Policías de Estados Unidos realizan una "búsqueda vaginal" para encontrar droga