La Policía de Londres cierra la estación de Oxford Circus tras un aviso alertando de disparos