Pistorius, en el momento más triste y más crucial de su vida