Obama confirma el ataque "de odio" contra los valores de igualdad