Las fuertes lluvias dejan 38 muertos en Bolivia