Los estudiantes de Hong Kong mantienen su desafío a Pekín