El Gobierno francés solicita formalmente la ampliación del estado de emergencia