El líder de Boko Haram ridiculiza la campaña por la liberación de las 200 niñas nigerianas