Para los pilotos apagafuegos esto tiene más peligro que un incendio