Puigdemont asegura desde la cárcel que no claudicará ni renunciará