"No le pondré fácil al estado español que pueda cargársela"