40.000 enfermeros luchan por las casi 1.500 plazas que se ofertan en Andalucía