Cuenta atrás para los exconsejeros encarcelados