En una de las grabaciones se desprende que Rajoy estaba al tanto de las gestiones entre Villarejo y Cospedal