El abogado de la Infanta: “No hay recurso”