Más pitos y abucheos al Rey a la salida del acto al que ha acudido en Barcelona