El Gobierno pide "prudencia" al hablar del rescate