Rato: “Se me ha sometido a una cacería política nunca vista”